http://archivo.frecuenciaonline.com/images/sitioDeArchivo.png
Inicio >
Más telecomunicaciones, menos inundaciones
Luis Valle | Argentina | 2008-03-06 08:31:46
Versión para imprimir
En los últimos días la ciudad de Buenos Aires y sus alrededores sufrieron las inclemencias de condiciones meteorológicas adversas: lluvias continuas durante varios días provocaron inundaciones, cortes de energía eléctrica e interrupciones de varios medios de transporte. Según la información periodística, por momentos una tercera parte de la Ciudad de Buenos Aires estaba afectada, así como vastos sectores del Gran Buenos Aires.

Desde diversos sectores se reclamó a los gobiernos de la Ciudad de Buenos Aires y de los municipios del Gran Buenos Aires por la demora en la ejecución de obras de infraestructura para el alivio de inundaciones que llevan décadas sin completarse o ni siquiera iniciarse.

Las inundaciones y demás inconvenientes descriptos vienen sucediéndose en Buenos Aires cada vez que llueve en forma prolongada, y a veces no tanto, desde hace varios años cada vez con mayor gravedad. Suele atribuirse este agravamiento al crecimiento que está experimentando la ciudad y sus alrededores debido al auge de la construcción, que en gran parte explica el crecimiento de la economía argentina de los últimos años.

También se le echa la culpa al cambio climático que se está produciendo por el calentamiento global. Pero creo que hay otro fenómeno que no se señala usualmente en los medios, que explica en gran medida lo que está ocurriendo. Es que el crecimiento de la construcción de edificios de viviendas y oficinas se concentra casi exclusivamente en las pocas grandes ciudades que tiene el país, y principalmente en la Ciudad de Buenos Aires y el Gran Buenos Aires. Este conjunto se está convirtiendo en una de las megalópolis más grandes del mundo. Resolver los problemas que semejante acumulación de personas produce es difícil en cualquier país del mundo.

Existe una solución muy eficaz para resolver lo que está ocurriendo que, sin embargo, raramente se menciona. Es mejorar la infraestructura de Comunicaciones Electrónicas del Interior de país. Porque muchos pobladores se trasladan a Buenos Aires para poder tener acceso a trabajos, información, servicios médicos, educación y entretenimiento de los que no se dispone, o no en la suficiente variedad y calidad, en los pueblos donde viven.

El replanteo del país que debería analizarse en estos meses, para lanzar acciones con fuerza a más tardar en 2010, cuando se celebre el Bicentenario de la Revolución de Mayo, debería incluir la planificación de fuertes inversiones en la infraestructura de telecomunicaciones en el Interior del país. Sería una manera eficaz para desconcentrar Buenos Aires.

Como lo hemos venido diciendo en muchos artículos anteriores publicados en FrecuenciaOnline (ver: Comunicaciones Electrónicas: las tareas pendientes ), es imprescindible que se resuelvan cuanto antes los múltiples problemas pendientes que traban el progreso en ese rubro: renegociar los contratos de las Licenciatarias del Servicio Básico Telefónico, establecer definitivamente el mecanismo del Servicio Universal, elegir el modelo y el estándar de la TV Digital, instrumentar los mecanismos para permitir que todas las redes alámbricas e inalámbricas disponibles en el país puedan brindar todos los servicios (Telefonía, Internet y Televisión), consolidar los Marcos Regulatorios de Telecomunicaciones y Radiodifusión generando un marco único de Comunicaciones Electrónicas, generar un ente regulatorio unificado al estilo de la FCC de EEUU, establecer una política clara respecto al espectro radioeléctrico sobretodo en la banda de UHF que es la más valiosa actualmente (ver: El Bicentenario y la banda de UHF ), fomentar la formación de recursos humanos y la investigación en áreas tecnológicas relacionadas con las Comunicaciones Electrónicas, etc.

Si estos temas se encararan seriamente, en pocos años tendríamos en todo el país disponibilidad de comunicaciones adecuadas que permitirían el tele-trabajo, la tele-educación, el tele-entretenimiento, la tele-medicina, y el tele-gobierno (para trámites o votar). Los pobladores no deberían mudarse a Buenos Aires, Rosario o Córdoba para estar conectados a la Sociedad del Conocimiento. Tampoco deberían viajar tan frecuentemente, con el consiguiente ahorro y alivio del problema de escasez de energía.

Esto que estamos diciendo no es nada extraordinario. Muchos países del mundo, incluso algunos de nuestros vecinos, lo están encarando, porque ven que es una necesidad para progresar.

Entonces, esperemos que en los próximos meses, además de los anuncios espectaculares de construcción de trenes de alta velocidad, del desempolvamiento de viejas obras de desagües para alivio de inundaciones, del reemplazo de lámparas incandescentes por las de bajo consumo y del cambio del huso horario para el ahorro de energía, veamos también anuncios respecto a la planificación de las Comunicaciones Electrónicas argentinas para el siglo XXI.

La elaboración de un Marco Regulatorio de Comunicaciones Electrónicas previsible y de una política clara en ese rubro hará que aumenten las inversiones en infraestructura. Es un asunto vital para el futuro del país, tan importante como resolver la escasez de energía,....¡y para que no nos quedemos bajo el agua!


Comentarios
Su comentario aparecerá inmediatamente sin restricciones.
* Su nombre
* Su email ( No aparecerá en su comentario )
Su sitio web
Su compañía
Su país
Comentar * Comentario:

* Coloque las letras y números que ve en la imagen
* Requerido
Buscar:
 
Cobertura exclusiva de LBS LATAM 2011
-
 
 

All rights reserverd ©
Powered by DECSMC
Web Development Inter-DEC
Domingo, 17-Diciembre-2017